romcomics.org

«

»

ENIF potenciará cultura del ahorro y deuda responsable en el 2018

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

La Estrategia Nacional de Inclusión Financiera (ENIF), buscará potenciar la cultura del ahorro para el año 2018, enfocándose además en promover el manejo responsable de la deuda. Lo hará a través de su campaña denominada “Más vale Saber, Educación de Bolsillo”.

El anuncio fue realizado este martes 21 de noviembre durante la presentación de los resultados de la campaña de inclusión financiera iniciada en el mes de marzo de este año.

En el evento se dieron a conocer los principales resultados del reporte nacional de inclusión financiera en nuestro país relacionados al acceso y uso de servicios financieros, educación financiera y protección al consumidor, además de los nuevos temas para la edición 2018.

Entre los años 2015 y 2016 los Corresponsables No Bancarios (comercios contratados por un establecimiento de crédito para prestar servicios financieros)  crecieron al 160%; las cuentas de ahorro de bancos, financieras y cooperativas alcanzan a más de 3 millones y las cuentas básicas de ahorro crecieron un 135% respecto al 2015; 3 de cada 10 adultos tienen un crédito en una institución financiera; de los 69 distritos sin acceso a productos financieros detectados en el 2013, hoy quedan sólo 29 distritos; se implementó el microseguro social para programas sociales Tekopora y Abrazo.

Otro punto resaltante es que, a través de múltiples acciones de la campaña, “Más Vale Saber” se llegaron a más de 2 millones de personas a nivel país con el apoyo de más de 50 entidades públicas y privadas, con acciones de educación financiera.
De la presentación participaron las autoridades del Comité Nacional de Inclusión Financiera, de instituciones financieras, de entidades públicas y privadas, de la sociedad civil y de las agencias de cooperación internacional.

La ENIF está coordinada por el Comité Nacional de Inclusión Financiera, compuesto por la Secretaría Técnica de Planificación del Desarrollo Económico y Social, el Ministerio de Hacienda, el Banco Central del Paraguay y el Instituto Nacional de Cooperativismo, con la participación de representantes de la sociedad civil, instituciones públicas y gremios del sector privado.